Recomienda IMSS observar aspectos de seguridad en obsequios a los niños.

Antes de adquirir un juguete u obsequio, verifiquen aspectos de seguridad, pues algunos pueden presentar riesgos para los menores

Salud / Redacción / Diciembre 14, 2015

Cd. Reynosa, Tamaulipas.-El Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Reynosa, Tamaulipas, hace una atenta recomendación a los padres de familia para que antes de adquirir un juguete u obsequio, primero verifiquen aspectos de seguridad, pues algunos pueden presentar riesgos para los menores.

El Coordinador de Pediatría del Hospital General de Zona (HGZ) N° 15 del IMSS en esta ciudad, doctor Marco Antonio Sánchez de la Rosa, sugirió que primero se revise si el juguete o regalo es adecuado para la edad del niño o la niña, ya que de lo contrario, éste puede provocarles desde un accidente, una intoxicación o bronco aspiración.

Derivado de lo anterior, el doctor del Seguro Social explicó que por ejemplo, a los recién nacidos no se les coloque ningún tipo de medallas o cadenas, porque corren el riesgo de asfixiarse, como también, evitar dejarles a la mano plastilina, canicas y pulseras.

Añadió que a niños de dos a cinco años, es muy recomendable darles regalos de acuerdo a su edad, de preferencia que estimulen la actividad física y su desarrollo motriz, como pueden ser triciclos o bicicletas, acompañados con equipo de protección, que incluye casco, rodilleras y coderas.

En este sentido, dijo, “es preferible evitar darles a temprana edad, equipos electrónicos que pudieran motivarles una vida sedentaria, como son las tabletas o los videojuegos.”

No obstante, el especialista Sanchez de la Rosa, señaló que cualquiera que sea el obsequio, los padres de familia deben estar siempre atentos al menor y no dejarlo solo, porque es durante esta etapa, cuando los niños buscan experimentar  más cosas, y son más propensos a sufrir algún tipo de accidente.

Finalmente, el pediatra del Seguro Social reiteró la invitación a tomar todas las medidas de precaución necesarias y, en caso de presentarse algún incidente con los niños y sus juguetes, acudir inmediatamente al área de urgencias del Seguro Social para recibir ayuda médica.