* DIAGNÓSTICO TEMPRANO DE CAMA EVITA EXTIRPACIÓN DE SENO

-- Otra opción es la reconstrucción mamaria

Reportaje / Guadalupe Cruz Jaimes / Febrero 21, 2011

La atención médica de las pacientes de cáncer de mama (CaMa) comienza con la historia clínica completa, antecedentes familiares del padecimiento y otros tipos de cáncer; después sigue la exploración para definir tamaño, localización y características del tumor.

Según el Consenso Nacional sobre Diagnóstico y Tratamiento de Cáncer Mamario, elaborado en 2008, a la exploración clínica le sigue una mastografía.

En mujeres menores de 40 años puede ser útil o necesario incluir ultrasonido mamario y/o resonancia magnética.

La biopsia con agujas de corte tiene la ventaja de permitir un estudio más completo y con menores posibilidades de error. Y la biopsia con aguja fina debe ser complementada con una biopsia con aguja de corte antes de iniciar el tratamiento.

El tratamiento puede ser conservador o radical: el conservador incluye cirugía y radioterapia.

Con este tipo de cirugía, aunado a la radioterapia posoperatoria, se ofrecen similares posibilidades de supervivencia que con la mastectomía (extirpación del seno) radical, pero con la importante ventaja de preservar la mama.

En casos muy seleccionados, mujeres con tumores mayores de tres centímetros y aún los mayores de cinco centímetros o etapa 3, pueden iniciar su tratamiento con quimioterapia para
intentar disminuir el tamaño del primario y poder realizar una cirugía conservadora.

Mientras que el tratamiento quirúrgico será la mastectomía radical.
En todo carcinoma invasor, comunes en etapas avanzadas de la enfermedad, deberá efectuarse tratamiento quirúrgico de axila.

La reconstrucción mamaria es parte del tratamiento integral de la paciente con cáncer mamario, sobretodo en nuestro país, en donde debido al retraso en el diagnóstico de la enfermedad se realizan muchos tratamientos radicales mutilantes.

La posibilidad de llevar a cabo este procedimiento debe ser ofrecido a toda paciente que va a ser sometida a una mastectomía.

El objetivo de la reconstrucción es el de corregir la deformidad creada por la mastectomía y formar una nueva mama con apariencia y sensación natural.

La reconstrucción mamaria habitualmente se completa en dos o tres tiempos quirúrgicos, aunque en circunstancias especiales es factible realizarla en un solo tiempo.

La reconstrucción mamaria puede ser inmediata o diferida siendo el cirujano oncólogo el responsable de decidir el momento en que debe realizarse.

11/GCJ/RMB