Argumentan familiares inocencia de detenidos por caso Morelia

La Procuraduría General de la República apuntó que existe registro de esas personas en la Plaza "Melchor Ocampo" de Morelia "en momentos previos" al ataque, lo cual además "ratifica la declaración de los propios

Nacional / El Universal / Noviembre 04, 2008

Familiares de los tres presuntos responsables del atentado en Morelia, Michoacán, la noche del 15 de septiembre pasado dijeron tener pruebas de que esos hombres estaban en puerto Lázaro Cárdenas cuando ocurrieron los hechos.
Por su parte la Procuraduría General de la República (PGR) apuntó que existe registro de esas personas en la Plaza "Melchor Ocampo" de Morelia "en momentos previos" al ataque, lo cual además "ratifica la declaración de los propios inculpados".

Julia Sánchez Vázquez, Yudith Medina Ayala y Esperanza Fajardo Ruiz aseguraron ser esposas de los tres consignados ante un juez federal en el Centro Federal de Readaptación Social (Ceferso) de Puente Grande, Jalisco.

Expusieron que sus maridos "fueron levantados y secuestrados los días 18, 21 y 23 de septiembre, respectivamente, en la ciudad de Lázaro Cárdenas, que es donde vivimos, y no sabemos por qué dicen que los agarraron en Apatzingán".

En conferencia de prensa explicaron que dos de los hombres se dedican a la construcción y el otro es mecánico, y que los tres estuvieron en sus respectivas casas, con sus familias, la noche del 15 de septiembre.

Precisaron que, de acuerdo con testigos de los "levantones", no fueron uniformados, agentes federales de investigación, la Policía Federal ni militares quienes los detuvieron, sino civiles que usaron vehículos particulares.

Pidieron a la Procuraduría General de la República (PGR) que evite "la fabricación de pruebas", y si las tiene que las muestre "porque nosotras tenemos pruebas de que nuestros maridos no estaban en Morelia esa noche, que estaban en sus casas con sus familias".

A su vez el presidente del Centro de Derechos Humanos Miguel Agustín Pro Juárez, Luis Arriaga, informó que se han presentado las quejas respectivas ante la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) en su primera visitaduría, bajo el expediente 4947/2008.

Aclaró que ese centro no determinará si los detenidos son responsables o no de los delitos que se les imputan, pero sí se asume como coadyuvante para que la CNDH determine si hubo o no tortura.

Pidió que a los inculpados, una vez que fueron trasladados al Penal de Puente Grande y se les puso a disposición de un juez, se les aplique un juicio justo y tengan defensores capacitados.

sigue

Argumentan...dos...capacitados

Asimismo llamó a tomar en cuenta todas las pruebas de descargo y los testigos, pues más de 30 pueden avalar que ellos estaban en Lázaro Cárdenas cuando se registraron los hechos violentos de la Plaza "Melchor Ocampo" de Morelia la noche del 15 de septiembre.

Por separado, en conferencia de prensa, el titular de la PGR, Eduardo Medina Mora, sostuvo que "sí hay registro de estas personas en la Plaza Melchor Ocampo en momentos previos a los propios hechos, y esto está obviamente considerado como un elemento importante que ratifica la declaración de los propios inculpados".

Subrayó además que dicha declaración "fue realizada con plenos derechos, con la asistencia del Defensor Público de Oficio, donde ellos, ciertamente, admiten los hechos y reconocen haber arrojado los artefactos explosivos".

Recordó que los inculpados "han tenido y tienen a su alcance todos los medios de defensa que nuestra Constitución y la legislación procesal penal federal otorga a quienes son sujetos a proceso penal", y corresponde al juez determinar la responsabilidad.

Medina Mora reconoció sin embargo que hay una averiguación previa sobre quienes, en su caso, "hubiesen privado de la libertad a estas personas", que fueron encontradas en una casa.

"Esta averiguación previa está radicada en el orden común, en la Procuraduría General de Justicia del estado de Michoacán, porque corresponde a ese fuero", añadió.