Política

Llevan a la Cámara la denuncia de “fraude”

Por Redacción, jueves 21 de junio del 2012

Los partidos de izquierda arrancaron su campaña para denunciar el fraude electoral que, aseguran, se cometerá el 1 de julio

CIUDAD DE MÉXICO.- Los partidos de izquierda arrancaron su campaña para denunciar el fraude electoral que, aseguran, se cometerá el 1 de julio, porque los gobernadores priistas de estados como Tabasco, Veracruz, Nayarit y Estado de México entregan despensas, monederos electrónicos y usan a los cuerpos policiacos para agredir a su opositores, denunciaron ayer en la tribuna de la Comisión Permanente.

Además, los militantes y simpatizantes de los partidos de izquierda utilizan las redes sociales para denunciar las irregularidades que detectan en los estados gobernados por el PRI, como fotografías de centenares de bolsas con víveres que, dicen, pertenecen a bodegas de despensas que regalan los priistas para favorecer hacia Enrique Peña Nieto.

De igual forma, circulan en internet al menos nueve videos que muestran las “evidencias” sobre el fraude electoral que se prepara en contra de Andrés Manuel López Obrador, con el contubernio de las autoridades electorales, empresarios, medios de comunicación y operadores priistas que preparan estrategias como “voto de la ruleta”.

Uno de estos videos, denominado Dicen que no habrá fraude, pero el fraude se está llevando a cabo, subido a YouTube el 8 de junio pasado por Oomydarksideo, advierte a los seguidores de López Obrador que se fragua otro fraude igual o de mayores dimensiones al de hace seis años.

Ayer el coordinador de los senadores del PRD, Carlos Navarrete, junto con Luis Sánchez, perredista del Estado de México, acudieron a la sede del Senado para denunciar ante los representantes de los medios de comunicación que los gobernadores priistas han emprendido una campaña que anticipa el fraude electoral, hablaron de que los gobiernos estatales del PRI entregan playeras, cuadernos, despensas; aprovechan las necesidades de la gente para comprar su voto.

Desde ahí Luis Sánchez anunció que justo en ese momento miles de perredistas marchaban en Toluca para exigir al gobernador Eruviel Ávila que saque las manos, y al mismo tiempo decenas de sus compañeros se manifestaron afuera del Senado con el mismo propósito.

Más Notas de Redacción

  • Patrocinadores

    Salinas Flores y Asociados

    Dimension9

    La Casa de Pancho Villa

    La Otra Mitad

    Varios Anuncios en Cintillos

    Hotel Posada de Tampico

    Gerardo Peña

    Holiday Inn Zona Industrial